Expertos analizan medidas económicas ante crisis por COVID-19 en Ecuador - UTPL

Coloquio analiza posibles medidas económicas para afrontar la emergencia por COVID-19 en Ecuador

Compartir

Autor: 
5202 Lecturas

La aparición del Coronavirus (COVID-19) ha obligado a empresas de todo el mundo a suspender sus actividades comerciales. Esto, sumado al cierre de fronteras, el confinamiento obligatorio y las medidas económicas que han adoptado los gobiernos de distintos países, provoca una crisis económica mundial que afecta a millones de personas en todas las latitudes.  

El Banco Asiático de Desarrollo (ADB) señala que el efecto de la pandemia en la economía mundial podría alcanzar entre 2 y 4,1 billones de dólares, es decir, entre 2,3% y 4,8% del Producto Interior Bruto (PIB) de los países. En Ecuador, la Cámara de Comercio de Quito estima que el mercado ecuatoriano pierde internamente unos 200 millones de dólares al día por la paralización masiva del sector productivo.

Para analizar el impacto de esta crisis, la carrera de Economía de la Universidad Técnica Particular de Loja (UTPL) organizó un coloquio virtual con el tema “Medidas económicas necesarias para afrontar la emergencia sanitaria por la COVID-19 en Ecuador”, con la presencia de Santiago Ochoa, docente de la carrera de Economía de la UTPL; Pablo Dávalos, integrante del Foro de Economía Alternativa y Heterodoxa de Ecuador; y Andrés Albuja Batallas, integrante del Foro de Economía y Finanzas Públicas del Ecuador. 

Panorama nacional

Al iniciar el coloquio, Santiago Ochoa realizó una introducción a la temática. Señaló que en 2018 la situación económica del país ya enfrentó algunas dificultades y que para 2019, pese a que inicialmente la proyección no fue alentadora, hubo un crecimiento notable del Producto Interno Bruto (PIB).

Mencionó que para el 2020 el panorama mostraba un crecimiento del 0,69 % del PIB, sin embargo, esto se alteró debido a la situación económica que atraviesa el país debido a la pandemia, lo que se suma a los indicadores poco favorables que dejó 2019, como la pérdida de 115 mil empleos plenos (condiciones y remuneración adecuadas).

Además, la pandemia ha afectado las relaciones con China, uno de los principales socios de exportación para el país. Consideró que, para este año, a escala internacional se proyecta un panorama difícil con un crecimiento económico, en el mejor de los casos, de un 2%. Es que con esta crisis se agravaron algunos indicadores como el precio del petróleo, en el presupuesto 2020 de Ecuador se lo incluyó con un valor de 51 dólares por barril, sin embargo, en marzo el precio se desplomó a 20 dólares, cubriendo únicamente el costo de producción.

En esta emergencia sanitaria, además de la caída del precio de petróleo y el incremento del riesgo país, se elevó el capital de deuda a más del 54% del PIB. A esto se suma la situación económica de las personas que viven del día a día y no reciben ayuda. El panorama no ha sido el esperado y cada vez surgen más preguntas que soluciones, las mismas que dependen de las decisiones del Gobierno, el sector productivo y la sociedad civil.  

Prioridades institucionales del país

Pablo Dávalos señaló que esta es la primera vez que los países detienen su actividad comercial debido a causas exógenas. Al referirse al contexto nacional sostiene que en el ámbito de la salud pública, en nombre de la austeridad, se debilitó el sistema.

“La pandemia hizo que las prioridades cambien. En el país es evidente los riesgos que implican las políticas de austeridad que afectan el tejido institucional”, dijo. La primera solución que propone es lograr un consenso social para no hacer de la austeridad el centro de la política económica y así colocar al ser humano en el centro de la sociedad y que la economía apoye la protección de la vida.  

En cuanto a la reactivación de la economía, expresó que esto se dará tarde o temprano, pero el principal aprendizaje es que cuando se desarticulan los entramados institucionales y sociales, la factura a pagar es muy alta. En su intervención propuso salir de la austeridad y adoptar un enfoque de lo “público, social e institucional” para construir otras propuestas basadas sobre la renta básica universal, la emisión de criptomonedas o monedas virtuales para tener liquidez, y el fortalecimiento del sector agrícola.

Efectos económicos

Por su parte, Andrés Albuja Batallas inició su intervención mostrando preocupación por las fallas que presenta el sistema de salud, afectado a un derecho humano que se ha visto vulnerado, especialmente en países en vía de desarrollo. Presentó un informe del Banco Mundial (periodo 2007-2016) según el que la media de médicos en América Latina es de dos por cada mil personas. Para el caso de Ecuador la cifra se sitúa en 1.65 médicos por cada mil personas, es decir, está por debajo de la media.

Argumentó que estas cifras no van acordes con el “gasto público estratosférico” que tuvo el país en esa época (2016-2017), pese a contar con una Constitución que puso al ser humano en el centro. Esta reflexión la complementó con su postura sobre el modelo económico que ha implementado el país en los últimos años, en temas de institucionalidad y corrupción.

“Ecuador está pasándola mal ya que los principales actores de la economía del mundo, como Estados Unidos, China y países de la Unión Europea, también sufren los efectos de la pandemia. Pese a esto, el dólar continúa siendo la moneda más poderosa del mundo. Entre las soluciones que propone están bajar las tasas de interés, preservar las fuentes de empleo con alianzas entre sector público y privado, y procurar que el trabajador sea más eficiente para contribuir así la economía”.

Andrés Albuja, integrante del Foro de Economía y Finanzas Públicas del Ecuador

Conclusiones

Finalmente, Santiago Ochoa señaló que en este momento lo más importante es preguntarse qué va a pasar con la vida humana ya que aseguró que la economía se puede recuperar.

“Hay que pensar que los países que más producen son los que más emiten dióxido de carbono y no hemos pensado que el cambio climático también es una fuente de peligro. Luego de salir de esta pandemia tenemos que analizar cómo no depender únicamente de la explotación de recursos naturales. Necesitamos que las autoridades que tomen decisiones pensando en el individuo. Es fundamental que cada uno se pregunte cómo puede aportar individualmente para ayudar a los demás, ya que con capital humano es posible superar cualquier crisis. Nos necesitamos todos”.

Santiago Ochoa, docente de la carrera de Economía - UTPL

¿Le gustó este contenido?

Acerca del autor

Comentarios