Leptospirosis, una enfermedad de alta incidencia en médicos veterinarios

Leptospirosis, una enfermedad de alta incidencia en los veterinarios

Compartir

Autor: 
363 Lecturas

La leptospirosis es una enfermedad zoonótica (que tiene su origen en los animales) de potencial epidémico, principalmente después de lluvias fuertes, causada por una bacteria llamada leptospira. Según la Organización Panamericana de la Salud (OPS), esta enfermedad cuenta con 200 variantes, presente principalmente en países con climas húmedos o frecuente entre los climas subtropicales

Los seres humanos pueden llegar a contagiarse de leptospirosis por contacto directo con la orina de animales infectados o por estar expuestos a un ambiente contaminado por orina. También puede darse por la transmisión de una persona a otra, aunque esto es muy improbable que ocurra. De acuerdo con estimaciones de la OPS, cada año se reportan unos 500 mil casos alrededor del mundo, con un índice de mortalidad superior al 10%.

Procesos de investigación en los laboratorios UTPL.

 

En los últimos años, se han registrado brotes de leptospirosis en Brasil, Nicaragua, Guyana y en otros países de América Latina, por lo cual esta enfermedad ha sido catalogada como un “problema de salud pública humana y veterinaria” por los organismos mundiales.

La leptospirosis puede presentarse con una amplia variedad de manifestaciones clínicas, desde una forma leve, pasando por una enfermedad grave y llegando a veces a un cuadro clínico fatal. Sus síntomas son similares a los de varias enfermedades, como influenza, dengue y otros padecimientos de origen viral, según detalla la OPS.

La maestrante Jhuliana Luna Herrera analiza el material durante el proceso de investigación.

En este sentido, Jhuliana Luna Herrera, estudiante de la maestría de Análisis Biológico y Diagnóstico de Laboratorio de la Universidad Técnica Particular de Loja (UTPL), señala que esta es la enfermedad de origen zoonótico más reportada en Ecuador y la que afecta en mayor medida al personal médico veterinario.

“De acuerdo con datos del Ministerio de Salud Pública, hasta la fecha se contabilizan 68 casos en el paísLa mayoría de ellos se localizan en las provincias de Manabí y Zamora Chinchipe.  Por esta razón, es vital que tanto la academia como las autoridades de salud y otros sectores trabajemos de forma conjunta en el desarrollo de estrategias de prevención y vigilancia epidemiológica para minimizar riesgos”, explica Luna.

La maestrante señaló que existen cuatro casos de leptospirosis reportados en la provincia de Loja. Sin embargo, puntualizó que en la mayoría de las ocasiones existe un subregistro sobre la incidencia real de esta enfermedad, debido al desconocimiento que existe en la población y la falta de estrategias regulares de control.

Esto fue uno de los motivos que la llevó a desarrollar una investigación, con apoyo de la UTPL, enfocada en determinar cómo incide la leptospirosis en el personal médico local y conocer el nivel de riesgo al que está expuesto este grupo poblacional.

La investigación permite abrir un campo de nuevos estudios en esta enfermedad.

Como parte de este estudio, Luna encuestó a 66 personas con el propósito de determinar cuáles son las circunstancias que más exponen a este grupo a un posible contagio de leptospirosis. “Desde los datos recabados se identificó que la mayor parte de contagios se da en personas que tienen una relación estrecha con perros y animales bovinos, especialmente con vacas. Además, se determinó que existen probabilidades de contagio por heridas con material cortopunzante que fue utilizado en animales”.

Con estos resultados, la estudiante remarca la importancia de que los médicos veterinarios cuenten con material de bioprotección, como medida sanitaria preventiva. En este sentido, señala que es vital el uso de guantes, mandil, mascarilla, visores, entre otros.

Además, detalla que se puede lograr un mejor control de la enfermedad, a través de programas frecuentes de vacunación.

“Mientras exista la enfermedad en animales, persistirá el riesgo de contagio en humanos. Es necesario contar con programas de información y capacitación, para que la ciudadanía tome conciencia sobre la importancia de vacunar a sus mascotas y animales de granja para prevenir diferentes enfermedades”, comenta Luna.

También detalla la importancia de que las autoridades de salud trabajen de forma coordinada y exista un cruce efectivo de información entre los datos de quién maneja el área de sanidad animal con salud pública.

En este sentido, Luna detalla que, si bien su investigación no fue concluyente, arroja algunas luces sobre aspectos que se deben mejorar en materia de prevención y control de enfermedades, sobre todo, profundizar en investigaciones localizadas para conocer las realidades que nos rodean Por este motivo, señaló que se planea ampliar este estudio, para tener una cobertura en otras zonas de Loja y en provincias aledañas.

Con el apoyo a este tipo de investigaciones, la UTPL busca promover el desarrollo de conocimiento y análisis de enfermedades conocidas, de bajo conocimiento o aquellas que son de alta incidencia a escala nacional y así contribuir a las estrategias de vigilancia epidemiológica que desarrollan las diferentes instituciones del Estado encargadas de la salud.

 

Formación profesional

Si deseas convertirte en un profesional, capaz de entender las bases moleculares, microbiológicas, bioquímicas y genéticas que se relacionan con las manifestaciones clínicas de las enfermedades humanas, así como seleccionar, implementar y modificar metodologías microbiológicas, inmunológicas, toxicológica relacionadas con enfermedades humanas, elige la maestría de Análisis Biológico y Diagnóstico de Laboratorio de la UTPL. Conoce más en: utpl.edu.ec/maestrias/analisisbiologico.

 

Conoce más sobre la mestría 

 

¿Le gustó este contenido?

Acerca del autor

Comentarios